Historia

Según la historia, en realidad Madrid pasó a ser la capital de España principalmente debido a su ubicación. En 1561, el rey Felipe II quería un símbolo que unificara a la nación. Pero también necesitaba un lugar céntrico para que las comunicaciones fuesen más rápidas. A partir de allí el resto es historia. Lo que se ve ahora es una ciudad vibrante y moderna.


Palacio Real y Museo del Prado

Aún podrá ver la historia de Madrid hoy. La verá en todas las estructuras y los edificios alrededor de la ciudad. Podrá apreciar cada estructura mientras aprende la historia detrás de cada una de ellas. Así, deberá encontrar tiempo para aprender mientras se maravilla de su gran arquitectura.

El Palacio Real, por ejemplo, es uno de los lugares populares que debería visitar mientras está en Madrid. Fue construido durante el reinado de los Borbones en el siglo XVIII. Ver esta regia estructura, antigua residencia de reyes, es simplemente impresionante.

Podrá disfrutar admirando las habitaciones bellamente decoradas. Por supuesto, le encantará las numerosas pinturas y esculturas. Los muebles, los tapices e incluso los instrumentos musicales que son únicos en su especie. También disfrutará mirando la cristalería, el oro y la platería en el palacio.

El Museo del Prado representa no solo la cultura sino también la historia. Es una de las mayores galerías de arte en el mundo que uno no puede dejar de ver. Seguramente quedará deslumbrado por las obras maestras de pintores y escultores mundialmente reconocidos. Verá las obras de artistas como Goya, Velásquez, Rubens, Rafael y Bosch.


La Guerra, la Reconstrucción y Madrid Hoy

La historia cuenta que la ciudad de Madrid estaba en pleno desarrollo urbano en el siglo XX pero fue destruida durante la guerra civil española en 1930. Sin embargo, la reconstrucción de la ciudad empezó mediante un modelo de modernización. Madrid se sobrepuso al desafío y nunca volvió a mirar atrás. La democracia reinó y con ello Madrid se convirtió en lo que es hoy.

Debido a la exitosa reconstrucción, ahora se puede disfrutar de los cafés alrededor de la ciudad. Puede reposar por la tarde en la calle saboreando un café y probando algunos manjares. También puede pasar toda la mañana y la tarde comprando en los modernos centros comerciales. Sólo no olvide entrar en los estupendos restaurantes o darse un rápido festín en las calles a la hora del almuerzo.

Después del almuerzo, cuando las tiendas de Madrid están generalmente cerradas, es el momento de dirigirse a los museos. Al llegar la tarde, no hay razón para detenerse. Empiece con algunas tradicionales tapas y cervezas. Si está todavía dispuesto, puede ir a los bares y clubes donde tienen lugar las fiestas.

Show Buttons
Hide Buttons